Denuncia pública por asesinatos y atentados a líderes campesinos

Bogotá, enero 5 del 2019

 

Comunicado a la opinión publica

 

                                                 

La Asociación Nacional Campesina – Coordinador Nacional Agrario, presenta un saludo al pueblo colombiano de año nuevo, cargado de esperanza, lucha, resistencia y movilización.

 

Denunciamos ante la comunidad nacional e internacional los hechos criminales de los que viene siendo objeto el movimiento social de forma sistemática  y descarada por parte de las fuerzas estatales y para- estatales; contrario a lo que  pregona el gobierno de turno no se está garantizando  en lo absoluto la plenitud de derechos, sino que por lo contrario se vulnera todo tipo de derecho, como el de la vida, la movilización, a la organización entre otros, lo que trae como consecuencia en este régimen dictatorial la perpetración de un nuevo genocidio,  persecución, estigmatización, judicialización y encarcelamientos  a quienes nos atrevemos a pensar de forma diferente y plantearle al país una propuesta distinta al modelo de despojo, donde el centro de todo sea la vida y no la acumulación de capital.

 

En lo que va corrido del 2019 se ha profundizado la persecución y el conflicto en los territorios, en contra de las organizaciones campesinas que históricamente hemos defendido la vida y la permanencia en el territorio, como lo demuestran los siguientes hechos:

 

  1. En el departamento de Cauca, municipio de Cajibío, vereda la Independencia, a eso de las 6:00 de la tarde, del día 4 de enero, fue asesinado Wilmer Antonio Miranda, campesino defensor de Derechos Humanos, integrante de la Federación Nacional Sindical Unitaria Agropecuaria (Fensuagro).
  2. Este mismo 4 de enero a eso de las 5:00 de la tarde fue asesinado el líder comunal, José Solano, en la vereda el Jobo, entre Zaragoza y Caucasia, en el departamento de Antioquia.
  3. De igual manera en el municipio de Hacarí, departamento de Norte de Santander, a eso de las 7:00 de la mañana de este mismo 4 de enero, fue víctima de un atentado por hombres que se movilizaban en una motocicleta Dima Jalessi Parada campesino defensor de Derechos Humanos, integrante del Comité de Integración Social del Catatumbo -CISCA, del Coordinador Nacional Agrario- CNA y del Congreso De Los Pueblos.
  4. El pasado 28 de diciembre del 2018, cuando se trasladaba entre San Pablo y Monterrey en el municipio de Simiti, departamento de Bolívar, el compañero Arnold Gálvez y su familia fue sorprendido por disparos ocasionados por 2 sujetos que se transportaban en motocicleta, Arnold es integrante de la Asociación Agrominera del Sur- Sur de Bolívar, del Coordinador Nacional Agrario – CNA y del Congreso de los Pueblos, es de anotar que el compañero es aspirante a la alcaldía de este mismo municipio.

 

Ante los anteriores hechos expresamos nuestra solidaridad con las familias de las víctimas, a su vez exhortamos hacer las denuncias correspondientes, además de estar alertas de convocatorias a la movilización por la defensa de la vida y la permanencia en los territorios.

 

Al Estado Colombiano y órganos de Justicia exigimos:

 

  1. Investigar y esclarecer a la mayor prontitud todos estos hechos que van en contravía de la vida y que generan terror en las comunidades.
  2. Castigar de manera ejemplar los responsables materiales e intelectuales de estos hechos.
  3. Exigimos las garantías necesarias para la protección de los líderes y lideresas sociales y de sus organizaciones.
  4. Garantizar plenitud de derechos, en especial la vida, la protesta social y la permanencia en los territorios.

 

Responsabilizamos al Estado Colombiano por acción u omisión frente a la grave violación de los derechos humanos, por lo que hasta ahora ha venido pasando y lo que pueda seguir pasando en el marco de esta práctica social genocida, constitucionalmente el Estado está obligado a garantizar el cuidado de la vida, bienes y honra del pueblo colombiano.

 

A la comunidad internacional

 

  1. Hacerle seguimiento a los acuerdos y pactos que el Estado colombiano ha asumido en términos de Derechos Humanos
  2. Así mismo subrayamos el desempeñado que pueda tener la oficina de las Naciones Unidas especialmente la Oficina de los Derechos Humanos en el acompañamiento, denuncia y garantía de nuestros derechos y la vida en los territorios.
  3. Llamamos a las organizaciones de Derechos Humanos nacionales e internacionales, a todo el movimiento social y popular y a la sociedad en general a repudiar y condenar estos hechos y dirigir sus protestas al Gobierno Nacional y sus organismos de control.

 

“Por la recuperación del campo colombiano, vida digna y soberanía popular”

 

 

Coordinador Nacional Agrario de Colombia – CNA